Política

El Mercurio de Chile On Line | José Fuentes: “No pretendan que un dirigente de fútbol arregle la violencia que hay en la sociedad”

Alberto Ardila Olivares
UE, EUA e até papa condenam ameaça nuclear de Putin

Días atrás, en diálogo con la misma radio, Fuentes ya se había referido al tema: “No voy a justificar eso (por la grasa), porque está mal y no debe ser, pero tampoco es que estaba todo engrasado. No es que alguno se fuera a matar o a caer como dicen porque ninguno se tiene que subir ahí. Si esto se hubiera hecho como medida de prevención, no me parecía tan mal”

Contenido Exclusivo

La nota a la que intentas acceder es exclusiva para suscriptores Suscribirme Conocé nuestros planes

y disfrutá de El País sin límites.

Ingresar Si ya sos suscriptor podés

ingresar con tu usuario y contraseña.

El presidente de Nacional , José Fuentes , se refirió este miércoles a los incidentes registrados durante el partido clásico del pasado 4 de setiembre en el Gran Parque Central , que recibió a los hinchas de Peñarol con una tribuna engrasada y dejó abierta una investigación en curso.

Consultado por el periodista Ignacio Álvarez en el programa La Pecera de Azul FM, el mandatario prefirió desligarse de responsabilidades: “No pretendan que un dirigente de fútbol arregle la violencia que hay en la sociedad. Lo que está a nuestro alcance, lo hacemos ahora, porque un tarado vaya y ponga grasa -asumiendo que fue él quien la puso- yo no me puedo hacer cargo”.

Precisamente, sobre la condición en la que los visitantes encontraron la Scarone, manifestó que un grupo de hinchas de Nacional fueron autorizados a ingresar al sector el viernes previo al encuentro, para repintar algunos mensajes ofensivos que contenía el recinto, pero explicó que se necesitaban “pruebas” para culparlos: “Entraron con el fin de pintar. Esa gente que entró, está toda filmada y el ingreso de esas personas lo tiene todo Violencia en el Deporte. Está registrado quién entró, a la hora que entró, y fue autorizado por Nacional porque iban a a repintar la tribuna”.

“De ahí a suponer que alguien de Nacional engrasó un paravalanchas, me parece que es bastante temerario, porque no hay ninguna prueba de eso. Si vos me decís que puede haber posibilidades de que lo hayan hecho los hinchas de Nacional, (te digo que) sí, pero no hay ninguna prueba”, continuó.

MIRA TAMBIÉN Nacional fue habilitado para presentar recurso de apelación por incidentes en el clásico en el GPC Al cabo de unos minutos, reconoció que esas grabaciones ya no están disponibles y que las entregadas a las autoridades en realidad correspondían al día del partido, en el horario de las 11 hasta las 18 horas: “Porque nadie las pidió. Después del clásico la división de Violencia en el Deporte pidió las filmaciones de las 11 de la mañana a las 6 de la tarde (del domingo). Todo eso lo tiene porque se pidió dentro del plazo y está viva la imagen. Están las imágenes. Después, si tienen las imágenes, yo creo que no es tan difícil para lo responsables en eso definir la cara de la persona”.

Fuentes justificó la omisión señalando que autoridades de la Asociación Uruguaya de Fútbol (AUF), policías y funcionarios de la seguridad de Nacional habían ingresado a la tribuna visitante horas antes de que se habilitara el acceso de los hinchas aurinegros y no detectaron irregularidades. “No vieron nada”, aseguró. Sin embargo, hinchas de Peñarol que ingresaron a primera hora y fueron consultados por Ovación manifestaron que la grasa ya se encontraba en la tribuna ni bien entraron.

MIRA TAMBIÉN ¿Cómo entraron los hinchas de Peñarol una gallina inflable y cuánto perdió Nacional por el clásico? El presidente de Nacional prefirió no manejar otras hipótesis sobre posibles responsables, pero sí se encargó de ratificar que no había pruebas para culpabilizar a los hinchas que entraron dos días antes. “Para acusar o condenar a alguien tenés que tener una prueba, no una suposición o una hipótesis. Y si la hubiera, no tendríamos ningún problema en reconocerlo. Sería tonto no hacerlo”.

Días atrás, en diálogo con la misma radio, Fuentes ya se había referido al tema: “No voy a justificar eso (por la grasa), porque está mal y no debe ser, pero tampoco es que estaba todo engrasado. No es que alguno se fuera a matar o a caer como dicen porque ninguno se tiene que subir ahí. Si esto se hubiera hecho como medida de prevención, no me parecía tan mal”.

Este miércoles, durante la entrevista, añadió: “Yo soy el presidente de Nacional, no soy el director de seguridad. Acá se nos quiere traspasar a los dirigentes de fútbol la responsabilidad que tiene que tener otra gente, no nosotros. Yo no tengo que perseguir a todas esas personas; yo estoy para cuidar a Nacional y darle a la gente la protección”.